Los Caminos del Odio 

Si el odio fuera mas fuerte que el amor, realmente gastaríamos todas nuestras energías en odias a la mayor cantidad de personas posibles, pero no lo hacemos por que estamos convencidos que el amor es mas fuerte (lo dicen en las canciones), pero si miramos a través de la historia ha sido el odio el que ha cambiado los ordenes sociales y ha modificado la historia, estoy convencido que no ha sido por amor que guillotinaron a “Luis Guillotin” aquel rey francés que invento su propia muerte, no ha sido por amor que que nos matamos en este país, si el amor realmente es mas fuerte por que es que el odio recorre nuestra sangre y nuestras venas? por que la historia esta marcada de sangre, de derrotas de odio, creo yo que es el odio el que ha movido los cambios, odiar la diferencia y la normalidad, odio hacia la naturaleza y por eso encontramos la manera de cambiarla, EL odio es una fuerza, llena de miedo, llena de poder de destrucción que nos consume hasta que logremos salirnos de los temores y tomar las armas, luchar y matar unos cuantos...

Pero le tememos al odio y de alguna manera también lo odiamos y por eso creemos que el amor es mas fuerte, pero no ha sido el amor el que ha construido las ciudades, es el odio al odio esto entonces puede ser una definición de amor, el amor es el odio al odio, el miedo a odiar y continuar con la normalidad, amar esta estar afuera del los círculos del odio, es transgredir el odio con su mismo concepto, tratar de calmar la sangre sin derramar una gota mas, pero el odio es mas fuerte que el amor, es cuestión de creencia estar convencido que el amor es mas fuerte, hay mas instantes de odio en la vida que de amor.

Pero los que lean este texto creerán que odio y que estoy resentido por tanta violencia y maldad en esta sociedad, no es así, a quien importe soy una persona que ama, que cree que el amor es mas fuerte y que se niega a creer que el amor no es mas que transgredir del odio, pero es difícil verlo cuando, la sociedad solo te muestra caminos de sangre y terror, cuando la historia marcada de sangre se revuelve en nuestros genes, siempre hay alguna manera de protestar y esa manera es creer que el amor es mas fuerte y que no es lo contrario al odio o el odio del odio, el amor sigue siento aceptar la vida sus pequeñas alegrías, ponerlas en un conjunto y esperar que ese conjunto tienda a infinito.


enlace permanente enlace relacionado ( 3.1 / 510 )
Lo Inexplicable y lo Impredecible 

Que es lo inexplicable me pregunto en este momento, sera a si de simple de definir como lo que no entendemos? o sera algo mas, acaso sera también lo que no queremos entender, lo inexplicable es también hacer cosas que decimos que no queremos hacer, hacer lo que todo el mundo hacer por un arrebato de perdición o sera eso lo impredecible? pero acaso no es lo mismo lo inexplicable y lo impredecible no están íntimamente relacionados este par de términos, generalmente por situaciones impredecibles pasan cosas inexplicables como ha pasado a través de la historia en el desarrollo de la ciencia y de la humanidad, la idea de explicar lo inexplicable ha permitido que lleguemos al punto donde estamos tanto positivos como negativos, y en todas las áreas del conocimiento humano que se quiera pensar, estas cosas han generado cosas impredecibles como las reacción y asimilaciones del hombre las formas de uso de la tecnología y demas, así pues lo inexplicable es impredecible, es parte de su naturaleza, es parte de la naturaleza de los hombres ser inexplicables e impredecibles en sus acciones y en sus pensamientos. Por mas que traten de asimilarnos en un conjunto de definiciones, por mas que trates de acorralarnos en la normalidad y en el tiempo, tenemos esas dos propiedades ser inexplicables e impredecibles, es lo que nos diferencia de la maquina, es parte de nuestra condición como seres humanos.
enlace permanente enlace relacionado ( 2.9 / 491 )
El problema de la Irreverencia 

Por estos dias desempolvando unas cosas del colegio para botar, encotre un cassete de Green Day, recorde entonces la forma como me vestia y ciertos ideales que mantenia, la idea de ser irreverente de ir en contra del sistema y de su manipulacion mental... "Nos estan lavando el cerebro" repetiamos, se cantaba en las canciones y demas.

Ahora parece que eso ha cobrado una nueva forma, la palabra irreverente no la venden con los desodorante, nos invitan a sabotear el sistema en las propagandas de cocacola, los tatuajes y los piercings se los hace todo el mundo por algo de moda, parece que esa frase si no puedes con ellos uneteles, y no se nos han unido pero si estan usando nuestras frases en nuestra contra, nuestra forma de pensar nuestros ideales, nuestra forma de vestir y de vivir para vendernos algo y por que no hasta controlarnos...

No se si sea paranoia... pero talvez una forma de transgredir y ser diferente ahora sea talvez ser normal y distanciarnos de ciertas cosas que se tornan cada vez mas comunes.. para que sigamos viendonos como bichos raros.
enlace permanente enlace relacionado ( 3 / 442 )
Quien Fuera... 

Si fuera a dedicar una cancion dedicaria esta.. la busqueda nunca acaba aunque el amor siempre este presente en nuestros corazones :D



http://www.youtube.com/watch?v=iTS7TnLgTjA
http://www.youtube.com/watch?v=iTS7TnLgTjA
http://www.youtube.com/watch?v=iTS7TnLgTjA

enlace permanente enlace relacionado ( 3.1 / 493 )
Perdi el Celular... 

En una noche oscura entre 2 rateros de medellin, me obligaron a entregar mi celular... Me robaron el Celular, fue lo que dije despues que se fueron... :S .... A quien pueda interesar mi nuevo numero es: 3006525477 (Kleper)
enlace permanente enlace relacionado ( 3 / 414 )
Invocación al silencio. 

En estos días estuve trabajando en la SIU. Me sorprendió que allí el tiempo rindiese tanto, que el trabajo se hiciese tan liviano. Me pregunté por qué.

Con completa naturalidad Gloria Molina dio la explicación: se debe al silencio. Eso me alegró, que un silencio así rodee a nuestros
investigadores, que salga de ese espacio como si fuera aire.

Y pensé inquieto: el ruido se está metiendo en la ciudad de los
universitarios. Pero cómo, me pregunté, precisamente aquí, donde uno viene a aprender a callar para poder oír, con un silencio que deja hablar primero al otro.

Lo que nos pasa es grave: sin silencio no hay preguntas ni magisterio ni experimentación. Sin silencio no es posible cultivar las disciplinas.

De golpe casi hay que gritar para que a uno lo oigan. Pedir que le presten a uno atención es inútil, siempre hay alguien que vocifera. De la noche a la mañana casi resulta imposible ponerse a estudiar.

No es poca cosa lo que estamos perdiendo. Ahora que abogamos por más espacio, parece que no nos damos cuenta que el modo de conservar el que tenemos, es conquistando en él su silencio.

Un espacio académico sin silencio se vuelve estéril. El ruido es el desierto de la palabra, el hueco que la devora, la sequía que la ahoga y amordaza.

Hay que recuperar ese silencio si queremos que este mundo se mantenga. La garantía de que el mando sordo no se apodere de él está en velar por el silencio pensativo que guarda.

¿Qué nos está pasando? Este ruido es un frenesí, un vértigo. ¡Qué gritería sin dirección!, parece una desesperación contenida, una terrible epidemia.

Es un ruido que sale de dentro y se apodera de todos. Lo irónico es que brota al lado de la biblioteca. Eso me parece un absurdo, ¡que eso suceda en el alma de la universidad!

En momentos así: ¡cuánto tendríamos por aprender de los sordo mudos que hablan palabras con los dedos sin perturbar!

El silencio es la tierra de la que brota la palabra. El silencio es palabra de acogida, acogida que damos a todas las palabras.

La palabra silencio llama el silencio de la palabra,. El silencio da palabra, pule las que importan para que no vuelvan caprichosas o mortíferas.

Es hora de pensar en eso, nos estamos volviendo gritones, si la voz de la universidad aspira acoger todas las voces hay que hacer que callen los altavoces.

Alcanzo a decirlo con estas palabras que el silencio me da. Pido que vuelvan a él para poder oírlas.

Si queremos que nuestra ciudad universitaria nos acoja, empecemos por hacer un minuto de silencio o más bien, esparcir minutos de silencio por todas las horas.

Invocación al silencio. El nuestro está hecho de todas aquellas palabras, que a lo largo del tiempo, han brotado de corazones parcos en su sabiduría.

Señor de los bulliciosos: apártate de nosotros. Deja que nos habite ese pequeño dios inteligente que se pone a estudiar.


Carlos Vásquez

Profesor Instituto de filosofía

enlace permanente enlace relacionado ( 3 / 426 )

Anterior Siguiente