Tomas Carrasquilla 



Hace poco empecé a montar la pagina de Tomas Carrasquilla, un escritor antioqueño que para mi era un poco repudiado por haber sido obligado en la escuela a representar y leer uno de sus cuentos mas conocidos, llamado "A la diestra de Dios Padre" no recuerdo bien la trama del cuento solo recuerdo un sujeto que se llamaba Peralta, unas piedras de oro, una montaña y que cuando el sujeto moría se acomodaba en el cielo "A la diestra de Dios" pero esto es solo un cuento.

Mirando un poco la Obra completa de este autor me doy cuenta que no tiene solo cuentos ni novelas un poco conocidas como la Marquesa de Yolombo o Frutos de Mi tierra, leyendo unos textos que encontré al final del Libro "Obras Completas" llamados ensayos, me doy cuenta que mas que un cuentero o escritor de literatura, Tomas Carrasquilla era un Pensador, y sin terminar de leer los textos que estoy mirando, me atrevo a decir a la ligera que es un Filosofo antioquieño poco conocido, que usaba palabras "Coloquiales", me parece que en un intento como decía el mismo, de conservar lo montañeros que somos, por ejemplo en un ensayo llamado la "Sencillez" encontramos cosas como estas:

"Si la base de toda educación fuera siempre la sencillez, es probable que la vida habría de sentirse mejor y apreciarse con mas sabiduría, ya que lo sencillo informa toda existencia.

Pero, he aquí que acontece todo lo contrario: educar, bien sea la mente, bien sea el corazón, equivale a complicar"

"Educar no es otra cosa que retraer un individuo de la colectividad, y esto es, precisamente, lo que todo el mundo se propone al cultivar a otros o a si mismo. Un culto es un salvado de la montonera"


Con estos fragmentos comienza dicho ensayo que continua en medio de recuerdos sobre medellin y reflexiones sobre la ciencia, el arte y la vida, reflexiona entorno a la importancia de la sencillez, ya que no hay nada mas cierto que lo que dice Carrasquilla sobre como nos complicamos la vida y nos dejamos enredar por una cantidad de barullos que solo nos traen tristeza y desazón a nuestra alma, el sabio abstraído de la montonera en ocasiones es mas triste y trata de tener "una vida normal" o al menos se lo repite constantemente siempre en busca de las cosas sencillas, de pequeños detalles, que simplemente nos permitan vivir un poco mejor, mas contentos, mas alegres y mas joviales.

Hasta aquí lo poco que he leído de Carrasquilla que ya me ha impresionado bastante, son menos de 8 paginas estos ensayos, pero realmente valen la pena leerlos.

Por lo demás, les cuento que este año se celebran los 150 años del natalicio de Tomas Carrasquilla y nuestra ciudad y creo que el país estará llena de actividades que pretenden recordar a este Autor que para mi hasta hace 2 días era solo un escritor de cuentos de hace 150 años.

En esta pagina pronto aparecerá la información

http://www.tomascarrasquilla.net/



enlace permanente enlace relacionado ( 3 / 322 )
Lo que es, lo que no es, lo que deberia ser... 

lo que es, ES, es decir las cosas que pasan a diario, la forma como nos relacionamos con las personas, las decisiones que hemos tomado eso no lo podemos cambiar eso es así por que así paso, así es en este momento y en un instante dejaría de ser, uno dice que puede cambiar lo que es, pero eso no es verdad por que es algo que ya esta definido es una especie de imperativo, lo que no es, simplemente no ES, tiene que ver con el asunto del querer de no querer que ciertas cosas pasen o simplemente dejar que lo que ES haga lo que tiene que hacer, lo que no es también puede ser el pasado, por que si no es no lo recordamos sobre todo las cosas difíciles, aunque es bueno recordar lo bueno eso forma parte de lo que ES.

Lo que debería ser... eso es algo que transita entre la imaginación, el ensueño y el misterio, lo que debería ser ES mucho de esos deseos y sueños que tenemos de como deberían ser las cosas pero que por culpa de lo que ES no pasa y queda simplemente en el cajón de los sueños y los misterios, los deseos y las ganas de hacer algo diferente a lo que ES.
enlace permanente enlace relacionado ( 3 / 332 )
Leviatan... 

(Quiero aclarar que esto no es un resumen, es una interpretación libre y a la ligera del mito de la caverna para luego explicar otra cosa, esto sonara una mezcla de términos platónicos y Hobbesianos, pero esto no es un texto estrictamente filosófico por si se aparecen puristas de la filosofía por acá.)

Alguna ves se leyeron el mito de la caverna de Platon? Recuerdan al hombre amarrado contra la pared que solo veía sombras que se proyectaban por una hoguera detrás de el y a partir de esas sombras construía una imagen del mundo? en ese momento hay una evento extraordinario en el texto, por obra del autor el individuo X es liberado de las ataduras y sale al mundo real donde la luz le ciega los ojos por un rato, hasta que por fin conoce el mundo lleno de colores el cual le llena la cabeza de nuevas ideas sobre el mundo que pueden o no ser mas ciertas eso depende del mundo que podamos ver.

Es aquí donde empieza el surgimiento del Leviatán (Utilizo la palabra Leviatán, para referirme a algo muy grande) es donde el hombre empieza la recolección de ideas para componer el conocimiento, lo primero que aparecen en los hombre son signos de las cosas, estos signos podemos decir que son imágenes las cuales nos ayudaran a recordar los objetos de conocimiento, estas imágenes para recordarlas mejor es necesario agregarles un nombre y no solo para recordarlas sino también para comunicarlas a las otras personas, de esta manera el conocimiento empieza a volverse colectivo, por medio de los nombre que comunicamos estamos creando palabras que por medio de un acuerdo con la otra persona estas palabras o nombres están asignadas a la misma imagen de esta manera podemos hablar de árbol, o de hombre, sin hacer muchas explicaciones, luego al hacer operaciones con los nombres creamos oraciones, es decir empezamos a construir un discurso con el cual explicamos el mundo, de ahí aparece la conjunción u operaciones avanzadas con las palabras y las oraciones, esto lo llamamos silogismo, que es la operación de dos oraciones se concluye una tercera, a esto que explico aquí de manera tan rápida y mala, le llamo el Leviatán, no como Thomas Hobbes que pretende decir que el Leviatán es el estado y la agrupación de los hombres en una maquinaria política, me parece mas grande y fuerte, con mas poder el lenguaje, y a este le llamo Leviatán, así estemos en una caverna amarrados dándole espalda a la luz, con lo poco que llega a nuestra visión podemos construir todo un mundo y a la vez comunicarlo gracias al Lenguaje, no importa si las imágenes que tenemos son sombras o imágenes llenas de colores y alta definición, el lenguaje es lo que nos permite de alguna manera participar de ese mundo.

enlace permanente enlace relacionado ( 3 / 325 )
A sophia... 

Si me pidieran que contara una historia decidiría contar la historia de Sophia que ha desaparecido como por arte de magia por medio de mis palabras y mis acciones.

Sophia, que trae a nuestras mentes la linda palabra de la sabiduría y el ideal del posible potencial humano a la hora de conocer el mundo se ha presentado en mi vida como una idea feliz, que retumbaba en mi mente como retumba el sol en nuestros corazones en los días felices donde el viento sopla y parece que nuestros cuerpos flotaran por el mundo al compás del tiempo... Sophia apareció un día soleado donde el viento soplaba en mi cara y me hacia respirar esperanzas e ilusiones, un día donde podía lograrlo todo y me sentía tan fuerte como el mundo, podría decir que tenia poderes mágicos tanto que podía ver seres extra terrenales, así de esa manera conocí a Sophia que deambulaba con el viento, libre y bella....

Mi propósito era simple lograr alcanzar sus capacidades para volar con ella, pero mi tristeza y mi sensaciones mundanas la arrastraron al mundo donde pareces apoyar los pies en la firmeza pero realmente te estas hundiendo en el fango, no podía creer que no podía volar como ella y recorrer mundos desconocidos felices , ideas tranquilas que caminaban con el viento y disfrutaban del sol cada mañana, no podía creer que tendría que dejarla ir para que feneciera con migo la felicidad y la alegría...


enlace permanente enlace relacionado ( 3 / 348 )
Lo Inexplicable y lo Impredecible 

Que es lo inexplicable me pregunto en este momento, sera a si de simple de definir como lo que no entendemos? o sera algo mas, acaso sera también lo que no queremos entender, lo inexplicable es también hacer cosas que decimos que no queremos hacer, hacer lo que todo el mundo hacer por un arrebato de perdición o sera eso lo impredecible? pero acaso no es lo mismo lo inexplicable y lo impredecible no están íntimamente relacionados este par de términos, generalmente por situaciones impredecibles pasan cosas inexplicables como ha pasado a través de la historia en el desarrollo de la ciencia y de la humanidad, la idea de explicar lo inexplicable ha permitido que lleguemos al punto donde estamos tanto positivos como negativos, y en todas las áreas del conocimiento humano que se quiera pensar, estas cosas han generado cosas impredecibles como las reacción y asimilaciones del hombre las formas de uso de la tecnología y demas, así pues lo inexplicable es impredecible, es parte de su naturaleza, es parte de la naturaleza de los hombres ser inexplicables e impredecibles en sus acciones y en sus pensamientos. Por mas que traten de asimilarnos en un conjunto de definiciones, por mas que trates de acorralarnos en la normalidad y en el tiempo, tenemos esas dos propiedades ser inexplicables e impredecibles, es lo que nos diferencia de la maquina, es parte de nuestra condición como seres humanos.
enlace permanente enlace relacionado ( 2.9 / 491 )
Invocación al silencio. 

En estos días estuve trabajando en la SIU. Me sorprendió que allí el tiempo rindiese tanto, que el trabajo se hiciese tan liviano. Me pregunté por qué.

Con completa naturalidad Gloria Molina dio la explicación: se debe al silencio. Eso me alegró, que un silencio así rodee a nuestros
investigadores, que salga de ese espacio como si fuera aire.

Y pensé inquieto: el ruido se está metiendo en la ciudad de los
universitarios. Pero cómo, me pregunté, precisamente aquí, donde uno viene a aprender a callar para poder oír, con un silencio que deja hablar primero al otro.

Lo que nos pasa es grave: sin silencio no hay preguntas ni magisterio ni experimentación. Sin silencio no es posible cultivar las disciplinas.

De golpe casi hay que gritar para que a uno lo oigan. Pedir que le presten a uno atención es inútil, siempre hay alguien que vocifera. De la noche a la mañana casi resulta imposible ponerse a estudiar.

No es poca cosa lo que estamos perdiendo. Ahora que abogamos por más espacio, parece que no nos damos cuenta que el modo de conservar el que tenemos, es conquistando en él su silencio.

Un espacio académico sin silencio se vuelve estéril. El ruido es el desierto de la palabra, el hueco que la devora, la sequía que la ahoga y amordaza.

Hay que recuperar ese silencio si queremos que este mundo se mantenga. La garantía de que el mando sordo no se apodere de él está en velar por el silencio pensativo que guarda.

¿Qué nos está pasando? Este ruido es un frenesí, un vértigo. ¡Qué gritería sin dirección!, parece una desesperación contenida, una terrible epidemia.

Es un ruido que sale de dentro y se apodera de todos. Lo irónico es que brota al lado de la biblioteca. Eso me parece un absurdo, ¡que eso suceda en el alma de la universidad!

En momentos así: ¡cuánto tendríamos por aprender de los sordo mudos que hablan palabras con los dedos sin perturbar!

El silencio es la tierra de la que brota la palabra. El silencio es palabra de acogida, acogida que damos a todas las palabras.

La palabra silencio llama el silencio de la palabra,. El silencio da palabra, pule las que importan para que no vuelvan caprichosas o mortíferas.

Es hora de pensar en eso, nos estamos volviendo gritones, si la voz de la universidad aspira acoger todas las voces hay que hacer que callen los altavoces.

Alcanzo a decirlo con estas palabras que el silencio me da. Pido que vuelvan a él para poder oírlas.

Si queremos que nuestra ciudad universitaria nos acoja, empecemos por hacer un minuto de silencio o más bien, esparcir minutos de silencio por todas las horas.

Invocación al silencio. El nuestro está hecho de todas aquellas palabras, que a lo largo del tiempo, han brotado de corazones parcos en su sabiduría.

Señor de los bulliciosos: apártate de nosotros. Deja que nos habite ese pequeño dios inteligente que se pone a estudiar.


Carlos Vásquez

Profesor Instituto de filosofía

enlace permanente enlace relacionado ( 3 / 426 )

Siguiente